Home > Creación de empresas

Creación de empresas

TU IDEA, NUESTRO PROYECTO

TU IDEA, NUESTRO PROYECTO - MACROSUMA ASESORES

Asesoramiento personalizado para el análisis previo de la idea empresarial y su viabilidad jurídica, económica y financiera.

Conscientes de que son muchos los emprendedores que tienen una idea empresarial pero que precisan de asistencia técnica para su puesta en marcha, queremos ayudarles a gestar sus proyectos.

En nuestra firma somos especialistas en asesoramiento para Emprendedores y Nuevos Proyectos Empresariales.

Acompañamos al emprendedor en todo el proceso de la gestión empresarial: desde la ubicación de instalaciones, estudios de viabilidad y búsqueda de financiación y ayudas públicas.

La atención personalizada de nuestro servicio de asesoría para la creación de empresas quiere cumplir con este objetivo.

Para ello en nuestra asesoría para la creación de empresas, ofrecemos la información, orientación, asesoramiento y acompañamiento necesarios para el desarrollo del proyecto, en distintos ámbitos:


  1. Información y asesoramiento sobre cómo elaborar un estudio de viabilidad.
  2. Información y asesoramiento sobre trámites de constitución.
  3. Información y asesoramiento sobre legislación laboral, mercantil…etc.
  4. Información y asesoramiento sobre ayudas y subvenciones.

 

El asesoramiento previo a la constitución de un negocio es muy importante.

 

  •  Queremos asesorarle desde el mismo momento en que ha pensado en iniciar un negocio.
  •  Queremos proporcionarle un asesoramiento previo, antes de iniciar una actividad.
  •  Asesorarle sobre la mejor forma de montar este negocio.
  •  Le planificamos su actividad desde el punto de vista fiscal.
  •  Nuestra concepción de la asesoría nos implica en todas las parcelas de su actividad, pero en el caso concreto de la asesoría laboral, nos preocupamos de asesorarle desde el tipo de contrato adecuado para sus empleados, hasta todas las circunstancias que surgirán en la vida de su negocio (bajas, despidos, subvenciones, etc.).
  •  Nuestra posición neutral nos permite asesorarle de la mejor forma de financiación para su empresa, y como conseguirla, sin primar el interés de las Entidades de Crédito en la colocación de sus productos. Le confeccionamos la documentación precisa para facilitar a sus Entidades Financieras o para su presentación en nuevas Entidades, de forma que resulte más profesional su solicitud.

 

SI TIENES UNA BUENA IDEA NOSOTROS HAREMOS EL RESTO

 

Todo proyecto de empresa se desarrolla en torno a una idea que surge como consecuencia de la detección de una oportunidad de negocio.

Cuando una persona decide comenzar una actividad empresarial, lo primero que tiene es una idea. Esa idea puede ser buena, pero lo importante para que el resultado sea positivo es tomarse el tiempo necesario para que su inversión económica llegue a buen puerto.

Con carácter general, los factores que determinan la elección de la idea son:


-Repetición de experiencias ajenas: es el efecto reflejo de los negocios nuevos, que se produce frecuentemente en las épocas de expansión de la economía.

-Nuevas oportunidades de negocio en mercados poco abastecidos, de nueva creación o con un alto porcentaje de crecimiento.

-Conocimientos técnicos sobre mercados, sectores o negocios concretos.

-La experiencia del futuro empresario, que ha sido trabajador o directivo de otro negocio y que pretende independizarse.

-Cuando se posee un producto innovador que se estima que puede generar mercado.

-Cuando se trata de negocios o actividades de escasa complejidad que permiten a cualquier persona establecerse por cuenta propia en tal actividad.

 

 

 ¿Seguro que puede arrancar sin un plan? ¿Qué va a ganar su cliente con usted?
¿Qué puede ofrecerle usted que no pueda ofrecerle otra empresa?


Antes de convertir la idea del negocio en realidad y hacer una inversión de dinero significativa hay que hacer un Estudio de Viabilidad.

El Estudio de Viabilidad surge como respuesta a una idea de negocio y con el mismo se pretende saber si esa idea o proyecto que tenemos en mente, es realmente posible hacerla realidad. Es decir si es viable desde los puntos de vista legal, técnico, económico, comercial y financiero.


Es un documento de trabajo en el que se desarrolla la idea de negocio que se pretende poner en marcha. Este documento es abierto y dinámico, se actualiza a medida que avanza la idea, es sintético y claro, debe atraer constantemente al lector y al ser tan variable no se ajusta a ningún modelo estándar.

El Plan de negocio se caracteriza fundamentalmente por tres aspectos:

  1. -Identifica, describe y analiza una oportunidad de negocio
  2. -Examina su viabilidad técnica, económica y financiera, convirtiéndose en el argumento básico que aconseja o no la puesta en marcha del proyecto empresarial.
  3. -Desarrolla procedimientos y estrategias para convertir esa oportunidad de negocio en un proyecto empresarial.

Para ello recopilaremos, analizaremos y evaluaremos la información necesaria, para determinar si se debe crear o no la empresa ó, en su caso, para evaluar la posible ampliación de un negocio ya existente.

Una vez hayamos estudiado y analizado nuestra idea de negocio y tengamos claro que nuestro proyecto es viable,  y tenemos la posibilidad de conseguir financiación, el siguiente paso es la elección de la forma jurídica más apropiada.

 - MACROSUMA ASESORES
Para crear una empresa, debemos tener en cuenta una serie de factores:

1.-Tipo de Actividad a ejercer.- La actividad que vaya a desarrollar la empresa puede condicionar la elección de la forma jurídica en aquellos casos en que en la normativa aplicable establezca una forma concreta. Se trata de excepciones a la regla general de libertad de elección. Además, algunas Administraciones excluyen ciertas formas jurídicas para solicitar determinadas ayudas y subvenciones.

2.-Número de promotores.- El número de personas que intervengan en la actividad puede condicionar la elección. Así, cuando sean varios promotores, lo aconsejable será constituir una sociedad. No obstante, hay que recordar que es posible constituir una sociedad anónima, limitada o limitada nueva empresa, con un sólo socio (sociedad unipersonal).

3.-Responsabilidad de los promotores.- Este es un aspecto importante. La responsabilidad por las deudas contraídas puede estar Limitada (sociedades anónimas, limitadas...) o ser ilimitada (autónomo, sociedad civil y comunidad de bienes), afectando en este último caso tanto al patrimonio empresarial como al personal cuando el empresarial no es suficiente para cubrir las obligaciones asumidas.

4.-Necesidades económicas del proyecto.- En principio las sociedades civiles son más baratas en su constitución ya que no es necesaria su inscripción en el Registro Mercantil y, por lo tanto, tampoco tienen que pasar por el Notario. Además, no se exige capital inicial mínimo. Sin embargo, la Sociedad Limitada, la Anónima, las Sociedades Laborales y las Cooperativas de Trabajo exigen escritura notarial y un capital mínimo para empezar. Sin embargo ese desembolso inicial puede compensar si lo que se pretende es limitar la responsabilidad social a ese capital y por lo tanto proteger el patrimonio personal.

5.-Aspectos fiscales.- La diferencia fundamental entre unas sociedades y otras se encuentra en la tributación a través del IRPF en el caso de autónomos, sociedades civiles y comunidades de bienes, o bien a través del Impuesto de Sociedades en el resto de sociedades. En el IRPF se aplica un tipo impositivo progresivo que va elevándose según van incrementándose los beneficios. En el Impuesto de Sociedades se aplica un tipo fijo, que con carácter general es del 30% y del 25% para empresas de reducida dimensión (con una cifra de negocios inferior a 10 millones de euros). A medida que se elevan los ingresos suele interesar más la tributación por el Impuesto de Sociedades.

6.-Imagen ante los clientes.- Muchos clientes y proveedores se fijarán en la forma jurídica de la empresa para determinar la mayor o menor permanencia de la misma, y, por lo tanto, la mayor o menor fiabilidad. Las sociedades mercantiles (limitada o anónima) dan mayor sensación de permanencia.

 
Una vez tenemos claros los puntos anteriores la primera decisión que debemos tomar en consideración es la elección de la forma social, esa tarea estará condicionada por una serie de factores tanto internos como externos y condicionará de manera importante al emprendedor.

Es muy común que cuando se quiere iniciar un negocio no se tenga muy claro que figura jurídica a adoptar, si es más conveniente darse de alta como autónomo o como sociedad. Dicha decisión es muy importante porque las repercusiones tanto fiscales como económicas de elegir una u otra forma pueden marcar definitivamente el desarrollo futuro de su empresa.

 


A continuación le mostramos un cuadro comparativo con las principales formas de constitución:



TIPO

NºSOCIOS

CAPITAL

RESPONSABILIDAD

AUTÓNOMO

1

No existe mínimo inicial

Ilimitada

SOCIEDAD CIVIL

2 o más

No existe mínimo inicial

Ilimitada

COMUNIDAD DE BIENES

2 o más

No existe mínimo inicial

Ilimitada

SOCIEDAD LIMITADA

Mínimo 1

3.006 €

Limitada al capital aportado

SOCIEDAD LIMITADA NUEVA EMPRESA

Mínimo 1-Máximo 5

Mín. 3.012 €
Máx. 120.202 €

Limitada al capital aportado

SOCIEDAD ANÓNIMA

Mínimo 1

60.101 €

Limitada al capital aportado

SOCIEDAD LIMITADA LABORAL

Mínimo 3

3.006 €

Limitada al capital aportado

SOCIEDAD ANÓNIMA  LABORAL

Mínimo 3

60.101 €

Limitada al capital aportado

COOPERATIVA

Mínimo 3

1.803 €

Limitada al capital aportado


FORMAS JURÍDICAS



-EMPRESARIO INDIVIDUAL / SOCIEDAD CIVIL / COMUNIDAD DE BIENES: Pequeñas empresas de capital reducido y pocos socios. Responsabilidad ilimitada.

-SOCIEDAD LIMITADA / SOCIEDAD LIMITADA NUEVA EMPRESA: Pequeñas empresas de capital reducido y pocos socios. Responsabilidad limitada.

-SOCIEDAD ANÓNIMA : Útil para grandes y medianas empresas, sin límites de socios o de capital, socios que quieran   mantener el anonimato y en general para aquellas empresas cuyas acciones son de fácil transmisión.

-SOCIEDAD LABORAL: Empresas con participación mayorista o total de sus socios trabajadores

-SOCIEDAD COOPERATIVA : Para empresas que tengan por objeto la colaboración de sus socios para el logro de un objetivo común, basado en la creación de un patrimonio perteneciente a todos sus socios, indivisible y sin ánimo de lucro.


Desde nuestra empresa le asesoramos en la elección del tipo de Forma Jurídica y de la Sociedad a constituir, adecuada para cada proyecto.


De igual manera realizamos todos los trámites de constitución: Jurídicos, Mercantiles, Fiscales, Laborales, etc...

 

!NO BUSQUES MAS EL TRABAJO - CREALO!


 - MACROSUMA ASESORES
CONSTITUCION DE SOCIEDAD RESPONSABILIDAD LIMITADA

 




                                                      Nosotros nos encargamos de todo